SUPERA TUS CONFLICTOS COMUNICÁNDOTE

Las fallas en nuestra comunicación muchas veces causan conflictos y los conflictos son problemas que no están bien administrados ¿cómo resolverlos?

 Con cuánta frecuencia nos hemos visto involucrados en problemas por no poner atención a nuestro interlocutor cuando lo escuchamos, y eso ha ocasionado malas interpretaciones y malos entendidos.

Esa nuestra falta de interés, que puede deberse a una infinidad de causas, le hace entender a la otra persona que no respetamos lo que nos dice y que no la valoramos.

Lamentablemente pocas veces se enfrentan y se aclaran esas situaciones y simplemente se las deja pasar pensando que el tiempo las resolverá, pero no es así, es importante resolver el conflicto para que haya armonía en ambas partes.

He aquí algunas sugerencias:

  •  Primero que nadas escucha, escucha y escucha. Con toda la honestidad, objetividad y humildad, tratando de entender el punto de vista de la otra persona.
  • Ayuda a entender a tu interlocutor que es necesario que también te permita a ti expresarte claramente, una actitud atenta de su parte será imprescindible.
  •  Jamás pienses en ganar, piensa en que ambas partes deben dar un poco en beneficio de ambos y el resultado de ello constituirá una verdadera ganancia para todos.
  •  Nunca pierdas la perspectiva de mantener el respeto. El compromiso de respetarse mutuamente cuando se está resolviendo el conflicto evitará las palabras dichas con ligereza que luego dejan grandes heridas.
  • Persevera hasta resolver el conflicto, no debes desanimarte a la primera. Hay algunos conflictos que duran mucho tiempo, pero el resultado de resolverlos hace que ambas partes crezcan, maduren y que la amistad se vuelva más sólida.
Anuncios

5 responses to this post.

  1. […] tan rodeados de conflictos cada día que casi estamos habituados a ellos; tampoco están ausentes de nuestra relación con […]

    Responder

  2. […] Clave 1: Aprende a iniciar correctamente la resolución del conflicto. […]

    Responder

  3. […] Si el causante de la amargura fuiste tú, primero que nada arrepiéntete y pide perdón a tu hijo dejando superado el conflicto. […]

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: