LA ÚLTIMA PUNTADA

Cómo entusiasma iniciar un proyecto nuevo. Nuevos estudios, nuevo trabajo, nuevos amigos, nuevos emprendimientos traen un sinfín de expectativas, pero sólo aquellos que logran terminarlos lograrán plasmar un mensaje de éxito.

Recuerdo muy bien el día en que aprendí a tejer, me sentí muy entusiasmada con mi nueva habilidad, así que inmediatamente me propuse hacer una chompa. Compré todo lo necesario y pude hacer las primeras filas, pero me cansé.

Un tiempo después vi como aquél tejido me miraba de reojo como diciéndome “nunca terminas lo que empiezas, pasa tu entusiasmo y me dejas”. Entonces decidí no darme por vencida e iniciar un proyecto más simple: tejer una bufanda.

Qué emocionada me sentí al dar la última puntada de aquella labor, sentí que me decía “lo lograste, por fin pudiste terminar bien”. Eso me dio valor para tejer unos guantes y luego tejí muchas cosas más, incluso terminé la chompa inicial.

Quien logra terminar la última puntada de cualquier emprendimiento logra comunicar perseverancia y enseña, sin palabras, la importancia de terminar lo que emprendemos y no dejarlo a medias.

Es fácil dar la puntada inicial, pero sólo la puntada final otorga la sensación de victoria, es difícil conseguirla, se requiere mucho más que entusiasmo, pues se debe poner el mejor esfuerzo hasta concluirlo.

Algunas pautas prácticas que aprendí de mis experiencias con el tejido y que luego logré aplicar a todas las áreas de mi vida son:

  •  Adquirir la habilidad necesaria antes de iniciar un proyecto.
  • Practicar la habilidad.
  • No iniciar proyectos muy grandes, ir de a poco, primero algo pequeño y luego algo mayor.
  • Tener claridad del tiempo que se debe dedicarle al proyecto y en cuánto tiempo se lo debe lograr.
  • Estar preparados para enfrentar obstáculos que podrían presentarse (desánimo, otros proyectos, falta de organización, etc.).
  • Considerar las etapas que debe atravesar el  proyecto y avanzar una a la vez.
  • Hacer de la constancia un arma de lucha para poder concluir el proyecto.
  • No desanimarse, aún si el proyecto se estanca, se debe volver a empezar, tal vez con un proyecto más chico que permita dar la puntada final.

Nuestras acciones cotidianas comunican más que mil palabras, cuando ponemos la piedra final a un edificio, colocamos la última cereza a la torta, escribimos el dato final de un balance o damos la última puntada, estamos comunicando perseverancia.

Anuncios

5 responses to this post.

  1. Posted by Andy on 31 diciembre, 2011 at 15:04

    Gracias tomaré el consejo para las ideas que debo emprender en el 2012

    Responder

  2. Posted by Vale on 2 enero, 2012 at 13:47

    Gracias por darme ánimo para volver a intentar este año

    Responder

  3. […] última puntada https://comunicandonosconexito.wordpress.com/2011/12/31/la-ultima-puntada/ 0.000000 0.000000 Share this:TwitterFacebookMe gusta:Me gustaSé el primero en decir que te gusta […]

    Responder

  4. Posted by Miguel Avila on 13 marzo, 2012 at 16:08

    Excelentes consejos, gracias,!!!

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: